Páginas vistas en total

martes, 11 de abril de 2017

El Ejército en la mira: caso de denuncia de corrupción será revisado por Comisión de DD.HH.

11/04/2017 |
Por Felipe Reyes
El caso ocurrió el año 2015, cuando el capitán Rafael Harvey, presentó una denuncia por el cobro de insumos a los conscriptos, en su mayoría de escasos recursos.
El martes 2 de agosto de año 2016, mediante una carta certificada, el capitán de Ejército, Rafael Harvey supo de una nueva sanción. El comandante en Jefe de la Segunda División Motorizada, Óscar Ignacio Rojas Aris, firmaba una orden en su contra.

"Sanciónese con 15 días de arresto por efectuar imputaciones graves en un medio de comunicación social abierto a todo público, Televisión Nacional, desacreditando la imagen institucional, efectuando juicios de valor que lesionan la dignidad militar de oficiales en servicio activo y en retiro, dejando en duda la honorabilidad de éstos", señalaba uno de los párrafos.

La notificación era una forma de reprimenda debido a que un mes antes, en el programa "Informe Especial", el capitán había hablado públicamente de una serie de hechos irregulares en el regimiento Tacna; denuncias que ya había estampado por escrito un año antes, cuando estaba a cargo de la Tercera Batería de Combate.

Denuncias

El 10 de julio de 2015, Harvey envió un reclamo al comandante en Jefe de la II División Motorizada, Lázaro Schafik Nazal, a cargo del Regimiento Artillería N° 1 Tacna. Ahí acusaba malversación de fondos, estafa y explicaba el cobro, por orden del mayor Rodrigo Manríquez Lerou, de implementos de abrigo a conscriptos: 3 mil pesos por una coipa (cubre cabeza y cuello), un gorro y guantes.

También que había dado cuenta de la situación a la máxima autoridad del regimiento, el coronel Marcelo Masalleras Viola. Harvey también dejó constancia de que los conscriptos sufrían golpes y tratos abusivos.

A cambio de su insistencia, Harvey fue pasado a escalafón de complemento. Es decir, no podrá ascender ni ir a la Academia de Guerra. La situación ya era ampliamente comentada por los soldados, que estaban molestos no solo por el cobro de sus vestimentas, sino también por los golpes y represalias ante sus quejas.

Situación actual

Rafael Harvey con el paso de los meses pudo salir airoso de las acusaciones, incluso arriesgaba la cárcel, pudiendo volver al Ejército y desempeñándose normalmente.

Sin embargo, la situación sigue siendo objeto de discusiones, a raíz de la nula existencia de una indagatoria al interior del Ejército después de existir una acusación formal de corrupción, a raíz de los cobros indebidos.

Se debe hacer hincapié en que los principales afectados, los conscriptos, eran en su gran mayoría jóvenes con pocos recursos económicos.

Caso 2017

Conversamos con el diputado PPD Tucapel Jiménez, quien asistió a la comisión de Derechos Humanos donde se revisó la situación del capitán Harvey y las consecuencias de sus acusaciones.

"Pude entender de la reunión en la Comisión que el militar que hizo la denuncia de corrupción ha recibido un hostigamiento por parte del Ejército a la fecha. Personalmente me llamó mucho la atención que, al contrario de lo que debería suceder, si un militar presenta una denuncia formal de corrupción, debería ser premiado por ello, al final del día es castigado", reflexionó el diputado.

"Se presentaron una serie de hechos que siguieron a la denuncia, como querellas, desde ambos lados de los involucrados. Actualmente Harvey se encuentra reintegrado en la institución, trabajando regularmente. Sin embargo se encuentra en un ambiente totalmente aislado donde nadie le dirige la palabra", explica el parlamentario.

"En la Comisión decidimos oficiar al Ministerio de Defensa y a la Comandancia del Ejército para así saber la postura de ellos. Pues viendo los hechos, se desprende que quienes denuncian actos de corrupción deberían ser premiados y no como en esta situación en que son castigados. Cualquier situación posterior en la Cámara dependerá de las respuestas que se nos entreguen tanto del Ministerio de Defensa como de la Comandancia", aseguró Jiménez.

El abogado Nelson Caucoto es quien se encuentra llevando el caso que afecta al capitán Rafael Harvey.

"Se trató de un caso que salió en varios medios de comunicación y en portales noticiosos en su tiempo, pues se trata de un caso que ya lleva un tiempo considerable dando vueltas. Personalmente no quiero sacar a relucir información personal de lo que sucedió, pues se trató de un problema bastante relevante al interior del Ejército", explicó el abogado.

"Hace unas semanas que el capitán Harvey se reintegró al Ejército a trabajar. Está tranquilo, en silencio, y tratando de no hacer mucho ruido del caso. Personalmente quiero que la situación continúe tal cual como esta. Pienso que si hacemos ruido podrían echarlo de nuevo", señaló Caucoto.

"Todo viene de la denuncia que en su momento hizo Harvey, cuando acusó que se estaba cobrando por los insumos a algunos conscriptos. Después de eso
fue que se sucedieron todos los hechos que padeció el capitán por parte de la institución", concluyó.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Seguidores